Parece que no ha pasado el tiempo para esta atrevida y curiosa niña que nació a mediados de los años 60 en Argentina. Sin duda, seguimos recordando a Mafalda como esa perspicaz pequeña que se atrevía a preguntar por aquello que muchas personas callaban, preocupada siempre por lo que la rodeaba y que no conseguía entender el sentido en el que giraba el mundo. Mafalda pregunta y pregunta, pero sin embargo pocas veces consigue respuestas coherentes. Así es ella, rebelde ante la complejidad del ser humano que sus ojos infantiles no consiguen descifrar. Esta niña, a través de su sencillo y pequeño mundo, nos muestra un ejemplo de lucha por una humanidad digna y justa.

Quién le iba a decir a este humorista gráfico que Mafalda, personaje que creó para una campaña publicitaria de electrodomésticos, terminaría recorriendo el mundo con su sarcasmo, llegando incluso a traducirse a más de 30 idiomas y otorgándole el Premio Príncipe de Asturias de Comunicación y Humanidades. Quién le iba a decir a Quino que este personaje se convertiría en un espejo de la clase media y de la juventud progresista. Y que esta niña inconformista, que odia la sopa e idolatra a los Beatles, alzaría su voz hasta el continente europeo. Poco a poco, consiguió que la clase media argentina se viera reflejada en esta pequeña, a la cual esperaban con entusiasmo en las tiras de prensa, para así poder leer sus problemas reflejados en esta infantil voz.

Da que pensar el carácter atemporal de las críticas de Mafalda. Parece ser que los problemas que tanto preocupaban a esta niña no han pasado de moda, y que la lucha por aquellos derechos sigue presente en nuestro día a día. Precisamente esta semana, la Libertad de Prensa ha celebrado su día mundial, si es que hay mucho por lo que celebrar… Periodistas manifestándose, informes sobre la baja posición en la que se encuentra nuestro país en cuanto a este derecho, análisis sobre las nuevas amenazas que acechan la libertad de expresión, y otras muchas malas noticias son las que nos han dejado este día.

Foto para texto

Dicen que la buena literatura nace en tiempos difíciles, que las ansias de justicia nos inspiran y despiertan nuestra capacidad de expresión. Si es así, animo a todos y todas a sacar a la pequeña Mafalda que llevamos dentro, y a plasmar en un papel las inquietudes y preocupaciones que este loco mundo nos provoca. No dejemos que nos quiten nuestra voz, no dejemos que nos quiten el derecho a expresarnos libremente.

Rebeca

Advertisements

2 thoughts on “Paren el mundo, me quiero bajar

  1. Me encanta Mafalda por esa misma razón, porque ha sido capaz de preguntar cosas que nadie hubiese preguntado en esos años, y todavía usamos muchos dibujos de ella pra seguir haciendo los mismo.

    Liked by 1 person

    1. Hola! Tenemos mucho que aprender de Mafalda. En tiempos difíciles tuvo la valentía de alzar la voz ante aquello que consideraba injusto. Todos y todas deberíamos tomar ejemplo de ello, y eso es lo que pretendemos con WeWave.
      Muchas gracias, te esperamos en la próxima tirada 🙂

      Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s